Fuertes lluvias causadas por tifón Damrey (Fuente: VNA)
 
Hanoi (VNA) – Autoridades vietnamitas fortalecen medidas de prevención y respuesta ante los efectos del tifón Damrey, que entró esta madrugada en las provincias costeras centrales y luego la Altiplanicie Occidental.  

El tifón ha provocado lluvias torrenciales en las zonas que ha atravesado, incrementando los riesgos de inundaciones y deslizamientos de tierra.

Hasta el momento, el tifón destruyó numerosas viviendas e interrumpió la transmisión eléctrica en las provincias de Khanh Hoa y Phu Yen. El sistema ferroviario de Phu Yen también está bloqueado, afectando a unas seis mil personas.

Además, más de 35 mil personas en Khanh Hoa, Phu Yen y Ninh Thuan se vieron obligadas a evacuarse.  

Según el Centro de Pronóstico Hidrometeorológico, el tifón reducirá su magnitud al penetrar más profundamente en la parte continental, para convertirse luego en una depresión tropical, la cual se encontrará en Camboya esta noche.  

Ante la situación, la Dirección central sobre la prevención y lucha contra desastres naturales pidió a las autoridades locales preparar los recursos humanos y técnicos al servicio de la búsqueda y rescate, de la solución de los posibles problemas en los sistemas de comunicación, energía, diques, embalses y transporte.  

Además, instó a realizar las actividades de saneamiento inmediatamente después de la salida del tifón, garantizar el suministro de artículos de primera necesidad y fortalecer el control de los embalses de las centrales hidroeléctricas.  

Exhortó además a los medios de comunicación a incrementar la información sobre las labores de respuesta al tifón, así como las medidas destinadas a prevenir y mitigar las consecuencias del desastre.  

Particularmente, el gobierno de la provincia de Quang Nam emitió las instrucciones para responder a los efectos de Damrey y garantizar la seguridad para la Semana de la Cumbre del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC) 2017, programada del 6 al 11 de este mes en la ciudad de Da Nang.  

Las autoridades locales deben fortalecer la gestión de los embalses, intensificar la divulgación de información sobre la evolución del tifón, revisar la situación en las zonas vulnerables a los riesgos de inundaciones y deslizamientos de tierra y preparar los medios y recursos humanos para la evacuación de pobladores. – VNA