Hanoi, 23 ene (VNA)- El éxito del fútbol vietnamita, único representante del Sudeste Asiático en los cuartos de final de la Copa Asiática 2019, motiva a otros países de la región como Singapur, Malasia y Filipinas, según un artículo  publicado en ESPN.   
(Fuente: VNA)

Hace más un mes Vietnam levantó la Copa Suzuki AFF 2018 tras derrotar a Malasia en la final. Las celebraciones fueron vistas en todo el país y siguen hasta ahora cuando los discípulos del entrenador Park Hang-seo llegan a los cuartos de final de la Copa Asiática 2019. 

El próximo rival de Vietnam es Japón, favorito para ganar el campeonato.

Según indica en el material el analista John Duerden, derrotar a la selección “Samurai Blue” probablemente sería el mejor resultado de la historia del fútbol sudesteasiático, pero, independientemente del resultado, ha sido un torneo exitoso para Vietnam. 

Hace un año, jugó la final del Campeonato continental Sub-23, hace un mes era campeón de la Copa Suzuki AFF 2018 y ahora es uno de los ocho cuartofinalistas de la Copa Asiática.  

La nueva generación de jugadores vietnamitas es un grupo dedicado y entusiasta que no tiene por qué temer a cualquier equipo en el continente, valoró. 

Destacó el papel del entrenador Park Hang-seo, quien se convirtió en un héroe en el país. Bajo su liderazgo, el equipo vietnamita es el más apto en el Sudeste Asiático y trabaja más duro que nunca. 

“No hay secreto, sólo paciencia y trabajo arduo, una fórmula que se puede replicar en lugares como Filipinas, Singapur, Malasia y el resto del Sudeste Asiático”, dijo. – VNA