Tokio,  (VNA)- El gobierno japonés comenzó a debatir una estrategia para reducir el desperdicio de plástico, debido a la creciente preocupación sobre la contaminación oceánica por estos desechos.

Foto de ilustración (Fuente: VNA)


Un subcomité del Consejo del Medio Ambiente de Japón elabora en este momento un borrador de una serie de metas para fines de este año, en el que propondrá la prohibición de la compra y el uso de bolsas de plástico y la promoción de la tecnología para a resolver este problema.

Se espera que en el próximo debate, el subcomité estudie cómo restaurar y reciclar efectivamente los plásticos desechables y promover el uso de bioplásticos derivados de desechos agrícolas que se pueden descomponerse fácilmente en la naturaleza, así como ayudar a los países en desarrollo a resolver el problema. 

Japón es el segundo país que más genera desechos de plástico en el mundo, tras Estados Unidos. En junio pasado, el senado nipón aprobó el proyecto de ley por primera vez para reducir la liberación de micro partículas al mar. Este documento instó también a las empresas, especialmente a los fabricantes de cosméticos, a dejar de usar micro esferas en el proceso de producción.

Mientras tanto, el ministro de Recursos Naturales y Medio Ambiente de Tailandia, Surasak Kanchanarat, informó que su país prohibiría todas las importaciones de desechos electrónicos o plásticos.

La decisión se tomó luego de que se convocó a las autoridades pertinentes para analizar cómo resolver los problemas ambientales causados por estos desechos en el país del Sudeste de Asia.

Surasak dijo que Bangkok prohibiría las importaciones de más de 400 tipos de desechos electrónicos, mientras que los desechos plásticos están completamente prohibidos en los próximos dos años.-VNA