(Fuente: Filcatholic.org)
 
Kuala Lumpur (VNA)- La Cámara de Representantes de Malasia discutió hoy un proyecto de ley contra la información falsa que prevé penas de hasta 10 años de prisión.

El borrador, presentado por la Oficina de Primer Ministro, fue analizado para poner fin a la difusión de noticias adulteradas y proteger al público de este tipo de información, además de garantizar el derecho a la libertad de expresión.

Los sujetos que conciban, impriman, publiquen o difundan noticias falsas, además de la pena de cárcel podrían pagar multas de casi 130 mil dólares, según la propuesta de ley.

También se propone castigo para quienes fuera de fronteras violen la ley y divulguen informaciones erróneas sobre Malasia que afecten a ciudadanos de este país.

El proyecto también autoriza al tribunal a cerrar cualquier medio de publicación, sobre todo los foros en las redes sociales, que comentan este tipo de infracción.

El borrador debe ser aprobado tanto en la Cámara de Representantes como en el Senado antes de su aplicación oficial. –VNA