Ginebra, 29 mar (VNA)- Vietnam rechazó categóricamente el informe de expertos de derechos humanos de las Naciones Unidas (ONU), tildándole de carente de profesionalidad, voluntad, objetividad y parcialidad.
Duong Chi Dung, representante del país indochino ante la ONU (Fuente:VNA)

En declaraciones la víspera a la prensa, Duong Chi Dung, representante del país indochino ante la ONU, la Organización Mundial de Comercio y otros organismos internacionales en Ginebra, Suiza, sostuvo que el informe no cumplió con el Código de Conducta y el Manual de Operaciones de Los Procedimientos Especiales.

Ese documento, dijo, se basa en las informaciones  y preocupaciones infundadas, así como valoraciones negativas respecto al diálogo entre los órganos vietnamitas con varias personas sobre las condiciones laborales de trabajadoras de la empresa Samsung Vietnam.

Corroboró que las conversaciones entre el gobierno con individuos y organizaciones concernientes, así como con los mecanismos de derechos humanos, es la regla y base para las acciones de Vietnam en la protección y promoción de los privilegios del ser humano.

El gobierno de Hanoi lamenta el comportamiento negativo de esos especialistas, expresó el diplomático, y reiteró que su país se empeña en impulsar el respeto a los derechos humanos y siempre está dispuesto a dialogar y a cooperar con los mecanismos sobre el tema de la ONU.

Es lamentable que el informe se base en informaciones imparciales, mientras que Vietnam ha sido activo en esa cuestión, sostuvo.

En noviembre del año pasado, el Centro de Estudio de Género, Familia y Medio Ambiente en Desarrollo (CGFED) y la organización no gubernamental IPEN de Suiza publicaron un documento en el que afirmaron que las trabajadoras de Samsung sufrieron afectaciones de salud debido a las condiciones de trabajo inseguras.

Samsung se opuso al documento a razón de que el texto fue elaborado basándose en los resultados de entrevistas realizadas a solo 45 de los más de 100 mil empleados del grupo sudcoreano en Vietnam, y al mismo tiempo expresó su preocupación sobre la cientificidad y objetividad del informe.

Luego de la publicación del reporte, dirigentes del Comité administrativo de los parques industriales de la provincia norteña de Bac Ninh, donde se ubica la fábrica de Samsung, invitaron a las autoridades de la empresa y del CGFED  y la IPEN a una reunión para debatir sobre el tema pero las dos últimas entidades no enviaron sus representantes a la cita.

El año pasado, el Ministerio sobre Trabajo, Inválidos de Guerra y Asuntos Sociales coordinó con la Confederación de Trabajadores y la Cámara de Comercio e Industria de Vietnam para realizar inspecciones en 216 empresas de la electrónica, incluidas Samsung Bac Ninh (en noviembre) y Samsung Thai Nguyen (en julio). Los resultados de esas fiscalizaciones se publicaron en los medios de comunicación.

El informe de conservación del entorno laboral del Centro de Servicios científicos y tecnológicos de salud y medioambiente, publicado en noviembre de 2017, mostró que los criterios sobre las condiciones de trabajo en Samsung Bac Ninh están en nivel permitido.

El documento también recomendó un conjunto de medidas destinadas a mejorar y hacer más transparente el entorno laboral.

Samsung es uno de los mayores productores del mundo de teléfonos y tabletas.-VNA

VNA- INTER