Hanoi, 03 may (VNA)- Una delegación de la Comisión Europea (CE) visitará Vietnam del 16 al 23 de mayo para inspeccionar la implementación por parte de este país de nueve recomendaciones relacionadas con la lucha contra la pesca ilegal, no declarada y no documentada (IUU).

El primer ministro, Nguyen Xuan Phuc, y el ttiular de Agricultura y Desarrollo Rural (MARD), Nguyen Xuan Cuong, instaron al Departamento de Pesca y las 28 provincias y ciudades costeras a cooperar para recibir a la delegación de la Dirección General para Asuntos Marítimos y Pesca de la CE.

El Departamento de Pesca envió un documento en el cual urgió a esas localidades, así como aasociaciones y empresas a completar expedientes con respecto a la lucha contra la pesca ilegal antes del 23 de abril.

Después de la inspección, la Unión Europea adoptará su decisión final sobre el levantamiento o no de “tarjeta amarilla” impuesta sobre los productos acuícolas de Vietnam.

El 23 de octubre de 2017, la CE impuso la tarjeta amarilla a la industria acuícola de la nación indochina, alegando que los esfuerzos de este país no fueron suficientes para combatir la pesca ilícita.

Aunque la medida se considera una advertencia, que técnicamente no tiene nada que ver con la política comercial de la CE, la industria pesquera vietnamita está preocupada debido a que la tarjeta amarilla podría perjudicar seriamente la reputación de los mariscos vietnamitas en todo el mundo, lo que debilitaría las ventas.

Para abordar las actividades de IUU, la CE evalúa a los países exportadores. Los que no cumplen con los estándares reciben una advertencia "tarjeta amarilla", seguida de una "tarjeta verde" si se resuelven los problemas o una "tarjeta roja" si no se han solucionado. Una tarjeta roja puede conducir a una prohibición comercial de los productos pesqueros.

El sector pesquero vietnamita tuvo seis meses, desde el 23 de octubre de 2017 hasta el 23 de abril de 2018, para desplegar las medidas destinadas a eliminar la captura ilegal en concordancia con las recomendaciones de la CE.

El subtitular del MARD, Ha Cong Tuan, precisó que las sugerencias comprenden la revisión del marco legal para garantizar el cumplimiento de las normas internacionales y regionales aplicables a la conservación y gestión de los recursos pesqueros, asegurar la implementación efectiva y la aplicación de las leyes revisadas del país, y fortalecer la ejecución de reglas y medidas de gestión.

De acuerdo con Nguyen Thi Trang Nhung, subdirectora del Departamento de Ciencia, Tecnología y Cooperación Internacional de esa cartera, los esfuerzos de todo el sistema político del país han dado lugar a notables avances en la certificación de los orígenes de los mariscos y el control de las actividades de los barcos pesqueros.

En una rueda de prensa efectuada recientemente en la Exposición Global de Productos Acuáticos en Bélgica, la funcionaria puntualizó que la tarjeta amarilla podría afectar el prestigio y el comercio de productos pesqueros vietnamitas en Europa y los mercados globales.

La Asociación de Exportadores y Procesadores de Productos Acuícolas de Vietnam (VASEP) y las empresas, destacó, han hecho todo lo posible durante los últimos seis meses para cooperar con agencias autorizadas para luchar contra la pesca ilegal.

Por su parte, Le Hang, representante de VASEP, dijo que su entidad actualiza periódicamente la lista de empresas pesqueras comprometidas con la prevención de la explotación ilegal en su sitio web en inglés y vietnamita, mostrando así a los importadores y las agencias de gestión de la UE las acciones del país al respecto.

Señaló que después de que la UE emitiera la advertencia, las exportaciones de mariscos al mercado vietnamita habían disminuido a medida que los importadores se volvían más cautelosos y preocupados de que un examen más estricto de las importaciones les pudiera costar más dinero y tiempo.-VNA

VNA- ECO