Hanoi (VNA) - El Producto Interno Bruto (PIB) de Vietnam podría crecer entre 6,9 y 7,1 por ciento el próximo año, según el último informe del Centro de Información y Pronóstico Socioeconómico del Ministerio de Planificación e Inversión.
 


La estabilidad macroeconómica, la atracción de la inversión extranjera directa (IED), la reestructuración económica y la implementación de tratados de libre comercio apoyarán la expansión del PIB, reiteró Dang Duc Anh, jefe del Centro.

Sin embargo, investigadores de la entidad indicaron que el país enfrentará dificultades en el período 2019-2020, ya que su crecimiento económico depende cada vez más del sector con IED.

Observaron que esas fuentes foráneas en Vietnam se han centrado en algunas áreas básicas, de modo que cuando haya conflictos comerciales, la economía se verá muy afectada.

Asimismo, el alto crecimiento del crédito y de la oferta monetaria plantea el riesgo de la deuda nacional y la inestabilidad macroeconómica, lo que afectará la posibilidad de reducir la tasad del interés.

Por lo tanto, es necesario desarrollar una hoja de ruta para la comercialización y el ajuste de los precios de servicios públicos, como electricidad, salud e impuestos de protección ambiental, a fin de minimizar los posibles impactos en la economía.

El Banco Mundial pronosticó en su reciente informe que Vietnam podría crecer este año 6,8 por ciento, superior al 6,3 por ciento previsto para las economías emergentes en Asia Oriental y el Pacífico. – VNA