Roma  (VNA) - Participantes en un seminario efectuado en Italia intercambiaron opiniones sobre las oportunidades de inversión en Vietnam.

Foto de ilustración (Fuente: VNA)

Durante el evento, organizado la víspera por la asociación diplomática de Italia y la Embajada de Hanoi aquí, el presidente de esa institución y vicepresidente del grupo J.P.Morgan, Stefano Balsamo, destacó el crecimiento impresionante del consumo en Vietnam, lo que constituye una de las atracciones de ese mercado para los inversores extranjeros.

Por su parte, el vicepresidente del grupo Piaggio, Matteo Colaninno, apuntó que las actividades de su compañía en Vietnam recibieron el respaldo del gobierno local, gracias a lo cual en sólo un año los productos fabricados en el país indochino cumplieron los estándares para exportarse a otros mercados.

De acuerdo con Colaninno, la nación asiática da la bienvenida a los inversores foráneos y es capaz de resolver los procedimientos administrativos de manera rápida.

Además, Vietnam es un país joven y dinámico con una fuerza laboral abundante y un alto ritmo de crecimiento económico, añadió el empresario, quien afirmó que Piaggio considera a esa nación como un destino ideal de inversión y un puente para introducir sus productos en el Sudeste Asiático.

Ratificó que invertir en la nación indochina constituye una estrategia a largo plazo de Piaggio, y que aplicó tecnologías modernas y presentó en ese mercado sus últimos productos, los cuales denotan el ahorro de combustibles y son amigables con el medio ambiente.  

Por su parte, el embajador de Hanoi, Cao Chinh Thien, señaló que Vietnam, un emergente mercado en Asia con 93 millones de pobladores y una creciente clase media, mantuvo su ritmo de crecimiento económico por encima de seis por ciento en la última década.

En 2017 el Foro Económico Mundial colocó a Vietnam en el puesto 55 en la lista de 137 países clasificados por su competitividad, mientras el Banco Mundial situó a la nación asiática en el escalón 68 del total de 190, reiteró.

Las dos partes establecieron la asociación estratégica bilateral en 2013, recalcó Chinh Thien, y afirmó que Italia es uno de los importantes socios comerciales de Vietnam en Europa, mientras Hanoi es la mayor contraparte de Roma en la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN).

El intercambio comercial bilateral alcanzó cinco mil millones de dólares, y los dos países poseen grandes potencialidades para ampliar la cooperación, evaluó.

Además, subrayó que el Tratado de Libre Comercio entre Vietnam y la Unión Europea, una vez en vigor, contribuirá al fortalecimietno de los nexos económicos entre las dos naciones.

También ratificó los esfuerzos del gobierno de la nación indochina para incrementar la competitividad nacional y acelerar la reestructuración económica y la transformación del modelo de crecimiento, con el fin de crear un entorno favorable para la competencia leal entre las empresas.

El país asiático estimula inversiones en los sectores de alta tecnología y amigables con el medio ambiente, como la agricultura inteligente y resiliente al cambio climático, afirmó. - VNA