Bangkok (VNA) - La Asociación de Fútbol de Tailandia (FAT, inglés) debatió con la Cancillería de este país la propuesta de que los países miembros de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) presenten, de manera conjunta, la candidatura para organizar la Copa Mundial de 2034 de ese deporte en la región.
Foto de ilustración (Fuente: Reuters)

El presidente de FAT, Somyot Poompunmuang, se reunió con altos funcionarios del Ministerio de Relaciones Exteriores de Tailandia, para tratar sobre los procedimientos de licitación, comenzando con el apoyo de la Confederación Asiática de Fútbol (AFC) y sus afiliados.

El siguiente paso sería la presentación de la documentación pertinente a la Federación Internacional de de Fútbol Asociación (FIFA), en particular las declaraciones de respaldo a la iniciativa por parte de todos los gobiernos de las naciones que integran la ASEAN.

También es necesario un plan estratégico para albergar la Copa Mundial, junto con las políticas laborales y de derechos humanos de los países anfitriones, y otros requerimientos relacionados con la seguridad y el transporte para los visitantes en las ciudades anfitrionas. La FIFA también exige algunas garantías sobre la estabilidad financiera de los países anfitriones.

Poompunmuang admitió que era imposible que el torneo tuviera por sede a los 10 miembros de la ASEAN (Brunei, Camboya, Filipinas, Indonesia, Laos, Malasia, Myanmar, Singapur, Tailandia y Vietnam), pero acotó que sí pudiera realizarse en tres o cuatro.

La idea de una sede colectiva para  la Copa Mundial de Fútbol 2034 fue originalmente planteada por Tailandia y luego secundada por Indonesia.

Aunque aún no está claro qué otros países se sumarían a la iniciativa, esta fue calurosamente acogida por los jefes de Estado o Gobierno de todos los asociados durante la XXXIV Cumbre de la ASEAN, celebrada en Bangkok en junio último.

Las otras naciones que optan por acoger la Copa del Mundo 2034 son Egipto, Australia, Nueva Zelanda, China y Zimbabue. Ninguno de ellos ha tenido antes esa responsabilidad.

La propuesta de una sede conjunta para el evento no es una novedad: ya antes lo hicieron con éxito Corea del Sur y Japón (2002),  mientras que  la edición de 2026 estará a cargo del trío Estados Unidos, Canadá y México. – VNA