Foto de ilustración (Fuente: VNA)
Hanoi  (VNA) – Las inversiones extranjeras directas (IED) acompañaron a Vietnam en el proceso de renovación y apertura económica en los últimos 30 años, contribuyendo de manera significativa a convertir al país en una economía de mediano ingreso, afirmó hoy el ministro de Planificación e Inversión, Nguyen Chi Dung.

Al intervenir en una reunión efectuada en esta capital para hacer un balance de la atracción de IED en las últimas tres décadas, Chi Dung observó que la postura cada vez más elevada de Hanoi en la arena internacional, la incorporación activa y responsable del país en mecanismos multilaterales y la mejoría de la clasificación global de Vietnam en término de entorno de negocios estimularon el interés de los inversores foráneos en el mercado nacional.

Otros factores que contribuyeron a aumentar la atracción del país, precisó, incluyen los esfuerzos de la nación para perfeccionar el estatus de la economía de mercado y la aceleración de la reestructuración de las compañías estatales, hecho que abrió oportunidades para que firmes extranjeras inviertan en Vietnam a través de los negocios de fusión y adquisición.  

De acuerdo con el Titular, hasta finales de agosto pasado el país contó con 26 mil 500 existentes proyectos de IED, por un valor total de 334 mil millones de dólares, entre ellos 184 mil millones de dólares puestos en uso.  

Los inversores foráneos prestaron especial atención a sectores de servicios de alta calidad como banca-finanzas, seguro, auditoría, transporte marítimo, logística, educación-formación, salud y turismo, recalcó.  

Chi Dung también aseguró que las IED contribuyeron de manera importante a la formación de zonas urbanas modernas, parques industriales y regiones económicas, así como a la transferencia de tecnología para elevar el nivel de producción de la economía nacional.  
Basándose en los resultados registrados durante los últimos 30 años, el Ministro subrayó la importancia de movilizar y aprovechar los recursos domésticos y foráneos para alcanzar un crecimiento económico rápido y sostenible.  

También consideró que es fundamental continuar la reforma del marco legal para mejorar el clima de inversión, elevar la capacidad administrativa, y sobre todo, perfeccionar las habilidades de aplicación tecnológica y de gestión de las compañías nacionales, de forma que puedan intensificar su conectividad con el sector de IED.

En la ocasión, invitó a los inversores foráneos a realizar negocios en Vietnam con buena voluntad, responsabilidad y con compromisos y acciones concretas, para armonizar los intereses de las empresas, del Estado y de la comunidad.

Durante la reunión, los participantes revisaron la atracción de IED en Vietnam, analizaron los logros, insuficiencias y sus causas, a la vez que propusieron medidas para captar y utilizar mejor esos recursos. – VNA