Pimienta, una de las principales exportaciones agrícolas de Vietnam (Fuente: VNA)
Ciudad Ho Chi Minh (VNA)- El Tratado de Libre Comercio (TLC) entre  Vietnam y la Unión Europea (EVFTA),  ofrece una buena oportunidad para las exportaciones de productos agrícolas y acuícolas del país indochino, destacó una alta funcionaria del sector.
Nguyen Son Tra, representante del Departamento de Políticas Comerciales del Ministerio de Comercio e Industria de Vietnam enfatizó que el EVFTA representa una fuerza motriz para estimular la competitividad en el sector agrícola de la nación sudesteasiática, y desempeña un papel importante para las ventas externas adicionales de ese rubro, debido a que en otros TLC que Hanoi ha firmado, la agricultura fue siempre un “tema sensible”. 

Por otra parte, el pacto con la UE posibilita que los productos agrícolas vietnamitas,  entre ellos los vegetales y frutas, jugos, flores, café, pimienta, anacardo y la miel, puedan tener un acceso libre de inmediato al mercado de países europeos,  informó la funcionaria.

Los impuestos sobre el arroz partido y los derivados de ese grano serán levantados dentro de tres a cinco años, y el arroz aromático tendrá una cuota de 80 mil toneladas al año, de acuerdo con la misma fuente.

Con los productos acuáticos, la mitad de las tasas tributarias serán eliminadas una vez que el EVFTA entre en operaciones, en comparación con los aranceles de entre el 6 al 22 por ciento de la actualidad, mientras que las  restantes serán levantadas en un período de 3 a 7 años, añadió.

Nguyen Ngo Vi Tam, directora general de la compañía Vinh Hoan, compartió que la UE ha sido  uno de los principales mercados para la exportación del bagre de Vietnam durante muchos años. Sin embargo, en los últimos tiempos, la venta se redujo a sólo 300 millones de dólares al año. 

Cuando el EVFTA entre en vigor, el impuesto sobre el bagre será levantado y se espera que Vietnam recupere el valor de sus exportaciones hasta unos 500 millones de dólares al año, dentro de los próximos 2 a 3 años.

 Dang Phuc Nguyen, secretario general de la Asociación de Frutas y Hortalizas de Vietnam, señaló por su parte  que la exportación de esos productos vietnamitas a la UE ha aumentado de manera constante en los últimos años, pero solo representa aproximadamente el 3 por ciento de la facturación total del rubro, hecho que no refleja el potencial de la producción agrícola del país.

Según Phuc Nguyen, las barreras para las frutas y verduras vietnamitas en el mercado europeo han sido los altos aranceles de importación (del 10 al 17 por ciento) y los estrictos estándares técnicos. 

Cuando se implemente el EVFTA, se eliminarán las barreras arancelarias, por lo que las verduras y frutas vietnamitas aumentarán su competitividad frente a las importadas de otros países.

Le Ky Anh, representante de la delegación de la UE en Vietnam, dijo que el EVFTA es una gran oportunidad para la exportación agrícola, forestal y pesquera del país, debido a que estos son producidos principalmente por empresas vietnamitas, por lo que al exportar, obtendrán el valor total.

Además de aumentar el volumen de negocios de exportación, el EVFTA también creará una fuerza impulsora para atraer inversión extranjera para la agricultura de Vietnam, especialmente de empresas y corporaciones europeas, dijo, y añadió que a partir de entonces, se desarrollará la transferencia de técnicas de cultivo, producción y procesamiento para aumentar el valor de los productos agrícolas vietnamitas de manera sostenible.

Por lo tanto, ese acuerdo es una puerta de entrada para las frutas y verduras en particular, y los productos agrícolas de Vietnam en general, opinó Phuc Nguyen y sugirió que para conquistar el mercado de la UE, los agricultores y las empresas agrícolas vietnamitas deben centrarse en invertir para mejorar la calidad de sus productos. 

La solución más positiva es construir áreas de materiales y granjas estrictamente controladas, bajo procesos de producción limpios, seguros y estables, tanto en calidad como en cantidad, orientó.

Además, las empresas deben aprovechar las oportunidades para atraer inversiones en tecnología y equipos de procesamiento,  para mejorar el valor y la competitividad de los productos agrícolas vietnamitas en el mercado, y al mismo tiempo, resolver el problema del excedente de materia prima tras las cosechas, enfatizó.

Con un mercado amplio y diverso, con tendencias de consumo en constante cambio, como el de la UE, las empresas deben mejorar su capacidad para identificar y estimular la demanda,  mediante la creación de marcas, la investigación y el desarrollo de nuevos productos con un alto valor agregado.-VNA