Hanoi (VNA) - La ciudad centrovietnamita de Da Nang se esfuerza por aumentar la tasa de trabajadores capacitados a 51 por ciento para finales de 2018, mediante la promoción de la bolsa de trabajo y la solución de los problemas de los obreros.
 


La urbe reclutó en los primeros nueve meses del año a más de 39 mil aprendices, un aumento de 13,2 por ciento en comparación con el mismo período de 2017.

De esa cifra,  unos 11 mil se capacitan a largo plazo, mientras que el resto participa en cursos de menos de tres meses.

Según el Comité Popular municipal, los sectores económicos de la ciudad emplearon a más de 27 mil trabajadores de enero a septiembre, lo que representa el 84 por ciento del plan fijado para este año.

Asimismo, se ofrecieron in situ trabajos a unas cinco mil personas mediante más de 30 sesiones en la bolsa laboral.

En dicho período, Da Nang también envió 200 obreros a trabajar en el extranjero.

La ciudad ha completado el diseño de un plan de desarrollo de la red de formación vocacional hasta 2025, con visión a 2030, con el propósito de proveer trabajadores calificados para las empresas locales y las de otras localidades centrales y altiplánicas del país. 

Para 2020, Da Nang fija la meta de alcanzar un Producto Interno Bruto (PIB) de nueve por ciento por año y un aumento interanual de 15 por ciento por el presupuesto estatal, además de implementar el programa de erradicación de la pobreza para el período 2019-2023.

Gracias al esfuerzo colectivo, la urbe logró en la etapa 2015-2018 varios avances en la estabilidad socioeconómica, reflejados en el aumento anual de ocho por ciento del PIB, cifra que ocupa 1,4 por ciento de todo el país y representa 1,4 veces más que la tasa promedio de la región central.

También ha invertido en la infraestructura de tecnología de informática y comunicaciones, el suministro de electricidad, agua, iluminación, plantación de árboles y el tratamiento de la basura, creando una zona civilizada y moderna.

Para promover los logros alcanzados, en el futuro próximo  el gobierno local priorizará el desarrollo socioeconómico sostenible sobre la base de tres pilares, a saber, servicios, industria de alta tecnología y economía marítima. 

Para  2030, Da Nang aspira a convertirse en una urbe inteligente con infraestructura técnica y social moderna, una ciudad portuaria dinámica y un centro de comercio, finanzas, logística, banca, industria, alta tecnología, educación y acceso a los servicios de salud. 

La denominada “ciudad que merece la pena vivir” también es uno de los polos turísticos más conocidos del país. En la primera mitad de 2018 recibió a más de cuatro millones de viajeros, incluidos un millón 600 mil extranjeros, para aumentos respectivos de 29,4 y 47,1 con respecto a igual lapso del año pasado.

La localidad fijó la meta de recibir en 2020 a unos nueve millones de visitantes, para un alza promedio anual de 14 por ciento, con un ingreso de mil 582 millones de dólares, que representará el 25 por ciento del PIB municipal.

Da Nang, junto con Hanoi y Ciudad Ho Chi Minh, serán parte de la red de ciudades inteligentes de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN), que integrará a 26 urbes en la región con el fin de mejorar la conectividad digital de esa zona. – VNA