Foto de ilustración (Fuente: VNA)
 
Hanoi (VNA) – La Asociación de Acero de Vietnam (VSA, por sus siglas en inglés) solicitará, en caso necesario, la intervención de la Organización Mundial de Comercio (OMC) ante la decisión adoptada por Estados Unidos en relación con las importaciones de acero y aluminio del país indochino.

A mediados de este mes, el Departamento de Comercio (DOC) recomendó al presidente estadounidense, Donald Trump, imponer fuertes restricciones a esos productos importados, en virtud de la llamada Sección 232 de Comercio.

El día 2 pasado, el presidente Trump declaró que impondrá un arancel de 25 por ciento a todas las importaciones de acero, y anunció que la decisión final será publicada en pocos días. 

Ante esa situación, la VSA colabora con las autoridades y productores vietnamitas para adoptar una determinación a fin de minimizar los riesgos.

Un representante de la Asociación informó que la VSA y las empresas aspiran a que el gobierno, mediante las negociaciones del tratado comercial bilateral con Estados Unidos, proponga a Washington a no aplicar la restricción.

La organización también notificará a las autoridades competentes las reacciones de Europa, China, Sudcorea, Japón y otras partes que manifestaron su oposición a la aplicación de ese arancel.  

Por su parte, el Departamento de Defensa Comercial del Ministerio de Industria y Comercio aseguró que los productos vietnamitas representan una parte insignificante en las importaciones estadounidenses de acero y aluminio. 

La cartera instó al DOC a considerar de manera rigurosa la aplicación de las medidas, con respeto a las regulaciones de la OMC y las prácticas internacionales antes de tomar cualquier decisión al respecto, para no dañar las buenas relaciones comerciales existentes entre ambas naciones.

El Ministerio está considerando todas las reacciones para garantizar los intereses legítimos de las empresas vietnamitas, afirmó la fuente.

La llamada Sección 232 de Comercio permite al presidente estadounidense aplicar medidas de limitación a ciertas importaciones por razón de seguridad nacional. 

El DOC de Estados Unidos considera opciones arancelarias globales de al menos 24 por ciento para los productos de acero de todos los suministradores, y de al menos 7,7 por ciento para los artículos de aluminio de todas las naciones.

Las recomendaciones fueron presentadas luego que Trump autorizara una investigación sobre la situación de las industrias de ambos materiales, bajo una ley comercial de 1962 que no se aplicaba desde el 2001.

Como segunda opción el DOC recomendó gravar con un arancel de al menos 53 por ciento a las importaciones de acero desde 12 países, entre los que figura Vietnam (los otros son Brasil, China, Costa Rica, Egipto, India, Malasia, Rusia, Corea del Sur, Sudáfrica, Tailandia y Turquía).

En el caso del aluminio la alternativa sería fijar un gravamen del 23,6 por ciento a todos los productos de China y su región administrativa especial de Hong Kong, Rusia, Venezuela y Vietnam.

Para anunciar la decisión sobre el acero Trump tiene como plazo máximo el 11 de abril, y hasta el 20 para determinar sobre el aluminio.

Vietnam exportó el año pasado más de cinco millones 500 mil toneladas de ese rubro por un valor de tres mil 640 millones de dólares, lo que representa un aumento de 28,5 por ciento en volumen y 45,4 por ciento en valor, en comparación con 2016.

De este monto, los países de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático importaron el 59,3 por ciento, mientras que Estados Unidos compró el 11,1 por ciento. – VNA