Hanoi, (VNA) - El 2017 cerró con impresionantes logros económicos de Vietnam en diversas esferas, convirtiéndose en el año más éxito del país sudesteasiático en la última década, comentó el profesor ruso Vladimir Mazyrin.

El profesor ruso Vladimir Mazyrin (Fuente: VNA)


En una entrevista con la agencia de noticias Sputnik, Mazyrin, director del Centro de Estudios sobre Vietnam y la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) de la Academia de Ciencia de Rusia, dijo que el crecimiento de Vietnam alcanzó este año 6,7 por ciento, la tasa más alta del país desde la crisis económica mundial.

El Producto Interno Bruto totalizó unos 220 mil millones de dólares, mientras que el valor total de las inversiones extranjeras fue de 33 mil millones de dólares, un aumento interanual de 82,8 por ciento, indicó.

De acuerdo con estadísticas oficiales, el valor de las exportaciones e importaciones en 2017 alcanzó 410 mil millones de dólares, con un superávit comercial de tres mil millones de dólares.

Cabe destacar que Vietnam tardó seis años en aumentar el valor del intercambio mercantil de 30 mil millones a 100 mil millones de dólares en 2007, pero solo tardó dos años para elevar esa cifra a 400 mil millones de dólares (de 300 mil millones en 2015), reiteró.

Con énfasis en el mantenimiento de la estabilidad macroeconómica, Vietnam cumplió todas las 13 metas socioeconómicas este año, elevando su posición en la clasificación de las economías en vía desarrollo, destacó.

Mazyrin atribuyó esos buenos resultados a las políticas adecuadas del Partido y Estado vietnamitas, y señaló también algunos desafíos para la economía del país indochino en los próximos años.

Subrayó la necesidad de desarrollar el modelo económico creativo, aumentar la productividad laboral y modernizar la agricultura, en el contexto del impulso de la automatización y el creciente uso de la tecnología robótica en la producción en países industrializados.

Vietnam también enfrenta un problema más severo que es la subida del nivel del mar, causada por los impactos del cambio climático. Si el nivel del mar aumenta de uno a dos metros, las deltas de los ríos Rojos y Mekong quedarán inundadas, lo que provocará grandes oleadas de migrantes. – VNA