Kuala Lumpur (VNA) - Malasia y Singapur acordaron posponer dos años el despliegue del proyecto del tren de alta velocidad (TAV) que conectará las capitales de los dos países, informaron hoy fuentes oficiales.
  

La publicación semanal The Edge citó fuentes diciendo que ambos países convinieron aplazar el plan hasta el 31 de mayo de 2020, para permitir a Malasia revisar su situación financiera.

Mientras tanto, el ministro malasio de Asuntos Económicos, Mohamed Azmin Ali, informó hoy que su país no tendrá que compensar a Singapur en el período de aplazamiento del proyecto, y agregó que la parte singapurense lo aceptó.

Sin embargo, señaló, Kuala Lumpur debe pagar una compensación si el proyecto se cancela.

En diciembre de 2016, bajo la administración del entonces primer ministro Najib Razak, Malasia firmó un acuerdo con Singapur sobre el plan de TAV, con una inversión de unos 17 mil millones de dólares.

Tras su asunción al cargo en mayo pasado, el premier Mahathir Mohamad dijo que el proyecto podría posponerse y no cancelarse, teniendo en cuenta que Malasia no podría pagar la indemnización a Singapur en caso de que se aplace el plan. – VNA