Kuala Lumpur (VNA)- Malasia cerró temporalmente 34 escuelas tras una supuesta contaminación con sustancias químicas en el estado sureño de Johor, que ya intoxicó a más de 200 alumnos, maestros y trabajadores desde su detección la semana pasada, según informó el Ministerio de Educación.

Víctimas de la supuesta contaminación con sustancias químicas en el estado malasio de Johor (Fuente: Bernama/VNA)

De acuerdo con las autoridades locales, las víctimas fueron hospitalizadas después de inhalar metano, gas emanado de desechos químicos que se vertieron ilegalmente en un río cerca de las escuelas.

La cantidad de los intoxicados aumentó de 35, cifra registrada el fin de la semana pasada, a 207 hasta la víspera, precisó el ministro malasio de Educación, Maszlee Malik.

Hasta el lunes pasado, 44 personas continuaban recibiendo tratamiento médico, entre  ellas 33 escolares.

Se decidió cerrar temporalmente las escuelas que se encuentran dentro de un radio de tres kilómetros a partir del sitio en que se detectó la presencia del contaminante.

Las víctimas, de entre siete y 40 años de edad, son en su mayoría estudiantes y personal de cocina de dos escuelas cercanas al lugar, según precisó un vocero de las fuerzas de rescate del estado de Johor.

Más de mil residentes locales, en su mayoría alumnos, fueron evacuados, luego de que las autoridades recibieron una llamada de emergencia informando sobre un fuerte olor, provocado por sustancias químicas vertidas en el distrito de Pasir Gudang.-VNA